Asambleas en la calle, la respuesta de Stop Desahucios a la reactivación de los juzgados

La plataforma espera una avalancha de desahucios y situaciones de vulneración de los derechos humanos.

El comportamiento de Ibercaja en los casos de las familias de Ruth y José o Moussa y Aminata son un claro ejemplo.

Stop Desahucios retoma sus asambleas presenciales semanales y lo hace en la calle por dos motivos. El primero y más importante es la apertura de la actividad judicial el pasado 4 de junio sin existir una moratoria real y efectiva de desahucios, que nos obliga a dar una respuesta organizada. De hecho varias familias de la plataforma están pendientes del señalamiento de nuevas fechas de desalojo forzoso. En está situación están por ejemplo las familias de Ruth y José o Moussa y Aminata que esperan un desalojo “patrocinado por Ibercaja”. Y el segundo es la imposibilidad de realizar las asambleas en el local de Stop Desahucios ya que su tamaño y su falta de ventilación suficiente hacen imposible cumplir con las medidas sanitarias.

Las asambleas son la base de la organización de Stop Desahucios desde su creación en julio de 2011. En ellas se práctica la asesoría colectiva, auténtico motor de la dinámica de autoorganización que permite construir un sujeto común desde los problemas cotidianos. Por ello y frente a la situación de emergencia y la previsión de un recrudecimiento de los desahucios conforme los juzgados retomen paulatinamente su actividad, hemos tomado está decisión.

Las asambleas en la calle servirán de punto de encuentro para aquellas familias que necesiten información, apoyo mutuo y organización para hacer frente a los desahucios de vivienda habitual. Además serán una forma más de visibilización de un problema sin resolver y que puede traer duras consecuencias en los próximos meses. El lugar escogido es céntrico y está bien conectado.

Como explicábamos nos preocupan ya varias situaciones entre las familias de nuestra plataforma. Ruth y José viven una situación muy complicada. Ibercaja se hizo con la propiedad de su vivienda después de ejecutar la hipoteca, dejando a la familia en alquiler. La misma situación que provocó el impago de la hipoteca (la falta de ingresos estables), derivó en un lógico impago de alquiler. En octubre la plataforma detuvo el desalojo de su vivienda en el barrio de Las Fuentes y se alcanzó después un acuerdo para el pago de una parte de la deuda (de las rentas del alquiler) y el establecimiento de una nueva renta adecuada para la familia. Sin embargo en plena pandemia y faltando a la palabra dada a Stop Desahucios y a la Asociación de Promoción Gitana, Ibercaja ha decidido comercializar la vivienda (está puesta en venta). Esto ha desatado una situación de bulling premeditada con continuas visitas de desconocidos interesándose por la vivienda.

Moussa y Aminata, también tienen problemas con Ibercaja y lo mejor es que nunca han dejado de pagar el alquiler. Pero la entidad ha decidido (como en el caso de la vivienda de Ruth y José) vender su vivienda a un fondo buitre israelí que decide no renovarles el contrato. Tenían el desahucio señalado para el 17 de junio, pero se ha aplazado el juicio hasta el 1 de julio. Desahucio sin alternativa habitacional según las normas en vigor por ser una “finalización de contrato”.

Conscientes de lo que viene, retomamos nuestras asambleas y por el mismo motivo participamos el pasado 4 de noviembre en una acción de denuncia de las consecuencias de la apertura de la actividad judicial sin una moratoria real y efectiva de los desahucios de familias vulnerables. Esta debería de ser la primera medida urgente: paralizar de verdad los desahucios en los juzgados, mientras se ponen en marcha pedidas y programas capaces de hacer frente a la “pandemia social” que nos viene.

Reiteramos el mensaje que lanzamos en aquella acción junto al Plan de Choque Social: “Si esto no ocurre trasladamos nuestra voluntad de señalar directamente a los responsables de la reactivación de esta plaga social, así como de extender la organización social para hacer frente a los desahucios.”

 

Asambleas en la calle de Stop Desahucios Zaragoza
Punto de asesoría colectiva
Los martes a las 19 horas
Anfiteatro junto al Club Náutico
(al lado del Puente de Piedra y frente a La Lonja)

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s