Paralizado el desahucio de Francisco en San José. ¡Realojo ya!

desahuciosalquiler-suspendido

Hoy, 26 de enero, al punto de la mañana el juzgado ha comunicado la suspensión temporal del desahucio de la vivienda de Francisco hasta el próximo 27 de febrero. Francisco junto a su pareja y sus dos hijos, una niña de tres años y un niño de siete, se enfrentaban a un desahucio el próximo 28 de enero del piso en el que Francisco vive en el barrio de San José. La situación de desempleo desde el 2011 y los escasos ingresos de 580 € de una pensión han sido la causa de que no hayan podido pagar el alquiler de la vivienda en la que Francisco está hace más de treinta años. Como en otras ocasiones los propietarios son personas que no son responsables de la situación que vive esta familia. Por ello es imprescindible la actuación de las administraciones públicas.

Desde Stop Desahucios defendemos el derecho de esta familia a tener una vivienda social. Francisco solicitó en los juzgados poder acogerse al convenio para el realojo de familias vulnerables puesto en marcha entre DGA, FAMCP y CGPJ para que se dé una solución antes de se produjera un desahucio con el uso de la fuerza y quedarán en la calle. Se acumulan los desahucios de alquiler en la capital aragonesa y los compañeros con desahucios paralizados pendientes de realojo urgente se multiplican. El Gobierno de Aragón tiene que mover ficha y acelerar la solución los cada vez más habituales desahucios de viviendas en régimen de alquiler. Los retrasos en los realojos y lo insuficiente del parque de vivienda social del Gobierno de Aragón, unido a unos criterios excluyente en la aplicación del convenio, perjudica a las familias que sufren los desahucios y también -en muchos casos- a familias trabajadoras que alquilan un único inmueble. Francisco y Stop Desahucios Zaragoza reclaman el urgente realojo y un alquiler social asumible por la familia.

Por situaciones como la de Francisco o de las otras 150 familias que perderán su casa durante este mes en Aragón (según las estadísticas del CGPJ), las plataformas aragonesas hemos lanzado la campaña “2015, Aragón Sin Desahucios” exigiendo una normativa que convierta en ley una moratoria de desahucios para deudores de buena fe y familias en exclusión social, así como que garantice el realojo de las familias cuando se trate de alquileres particulares o de viviendas que no reúnan las condiciones de habitabilidad. En Aragón hay suficientes viviendas vacías en manos de la SAREB, las entidades financieras, los fondos de inversión y las grandes inmobiliarias (normalmente asociadas a las segundas). Por ello proponemos que la norma incluya la expropiación de uso de al menos 5.000 viviendas vacías en manos de dichas entidades en los próximos 4 años.

#SíSePuede y lo demostramos cada día.

Anuncios